ABRA PSICÓLOGOS BILBAO 

Arenal, 5-6º dpto. 601 - Bilbao - 1ª CONSULTA GRATUITA

INSOMNIO

El sueño es un aspecto esencial para nuestro funcionamiento físico y mental. Permite que nuestro cuerpo y mente descansen y procesen los eventos de nuestras vidas, nos deja una sensación de relajación, nos proporciona energía y nos prepara para afrontar otro día. Sin embargo, sólo cuando el sueño se convierte en un problema nos damos cuenta de lo importante que es para nuestra salud física y psicológica.

Sin embargo no todos los que tienen problemas para dormir, sufren de insomnio. Muchas personas sufren de ocasionales dificultades para dormir, pero su problema es transitorio.

 

Se diagnostica el insomnio cuando los problemas durante el sueño persisten al menos durante un mes y el insomnio crónico, cuando los síntomas persisten al menos seis meses.

 

El insomnio implica dificultad para dormir a pesar de no haber dormido. La mayoría de las personas con insomnio no son capaces de compensar la pérdida de sueño, incluso aunque intenten dormir la siesta durante el día. La persona con insomnio por lo general destina suficiente tiempo para dormir, pero se mantiene en vela debido a la imposibilidad de caer dormido. En cambio, si quienes no tienen problemas de insomnio, tienen mucho sueño será porque no han dedicado suficiente tiempo para dormir. Estos por lo general son capaces de compensar la pérdida de sueño durmiendo la siesta durante el día. Curiosamente, si a aquellos que tienen insomnio se les permite dormir sólo el 80% de su media habitual de tiempo de sueño, aunque naturalmente tengan más sueño que de costumbre, estarán en mejores condiciones para dormir la siesta.

Hay personas que duermen habitualmente 5 horas o menos cada la noche y sin embargo se sienten alerta y bien durante el día. Dormir poco tiempo no equivale a tener insomnio. Estas personas no necesitan más horas de sueño. La duración ideal del sueño es esa que optimiza la sensación de alerta y de bienestar durante el día. La cantidad de horas de sueño saludables varía considerablemente de persona a persona. Aunque se dice a menudo que los seres humanos necesitan ocho horas de sueño al día, para cada persona es diferente.

 

Los problemas de sueño afectan a un gran número de personas y pueden originar una serie de problemas fisiológicos y psicológicos. Sin embargo, también pueden ser indicativos de problemas pre-existentes. Por ejemplo, la depresión, la ansiedad y el estrés pueden provocar problemas de sueño. La falta de sueño hace que el malestar psicológico y emocional aumente, formándose un círculo vicioso: cuantos más problemas tenga la persona para dormir más se acentuará su malestar emocional y psicológico y mayor será el nivel de ansiedad, estrés o depresión que experimente, y así sucesivamente. (Arriba)

TRATAMIENTO DEL INSOMNIO

 

La psicoterapia es un método eficaz para ayudar a las personas a superar sus problemas de sueño.

 

El psicoterapeutaayuda a la persona coninsomnio a explorar los problemas de fondo, a examinar las tensiones potenciales y a detectar qué hábitos de su estilo de vida podrían estar afectando a sus patrones disfuncionales de sueño. También les enseña técnicas de relajación (que se realizan antes de ir a la cama) y técnicas cognitivo-conductuales para ayudarlas a superar cualquier problema de ansiedad, ya que éstos son una de las principales causas de los problemas de sueño.


Llamar

E-mail

Cómo llegar